h1

Hubo un tiempo: Aquel pretérito pluscuamperfecto.

February 28, 2006

Quien dijo que el poema lírico ha muerto? Muere el dolor, mueren las alambradas, muere el odio, mueren las ínfulas de creerse que uno puede escribir el poema más ingenioso entre todos los poemas.
Pero mientras desde cualquier lado de los cuatro Aquilones se agiten los vientos que gestan la soledad existencial del hombre, habrá amor y desamor, habrán nerudas, sabines, benedettis, habrá poetas sencillamente genuinos como Frank Baez, a quien no tengo el gusto de conocer pero que con su poema “Hubo tiempo”, nos enseña casi a punta de pistola, que todo poema es en el fondo un puñado de amor, que siempre hay tiempo para el amor, que hubo amor en el tiempo y en el arte, y siempre lo habrá, aunque mil campanas intenten negarlo inútilmente, aunque este palabrerío en el que hago malabares, carezca de sentido.
Vale la pena entonces apostar por una huelga de silencio temporal, dejar a un lado las crónicas ventoleras, los coqueteos con la palabra, y entregarnos al disfrute de versos autenticos como estos, que calcan sobre la libido de los espejos del yo: las masturbaciones del desamor, los ditirambos del inconsciente herido, los devaneos del amante que, abandonado a su suerte, desahoga su morriña trágica y casi épica.

2 comments

  1. Bueno, ahora nos conocemos. Un placer.


  2. Bueno, ahora nos conocemos. Un placer.



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: